lunes, 28 de enero de 2013

Salidas de sábado y otras cuestiones

Esta entrada de hoy viene sugerida por  Sara M. que me preguntaba cuándo había un cambio significativo en el tipo de salidas. Pregunta peliaguda querida Sara ...

Ante esa pregunta a mí me surgen miles de preguntas, más que de respuestas, pero te contaré lo que han sido mis experiencias, bien diferencias si es niño o niña, las niñas hemos sido más espabiladas siempre y para todo (que no se me enfade nadie) pero es así.
A ver, Universitario pasó de ir al cine o al Grupo (club deportivo) donde pasaba la tarde con los amigos jugando al pádel, echando partidinos de fútbol, basket,etc  a "salir", lo que significaba andar por ahí dando vueltas hasta las 10.00 hora de recogida ampliable en algunas ocasiones excepcionales hasta las 10.30, ese paso lo dió a los 15 añitos. A los 17, la hora de recogida ya eran las 12.00, que en algunas ocasiones se ampliaba un poquito (1.30/2.00) si había causa justificada, cumpleaños celebrado en sitio cerrado para la ocasión, fiesta en casa de algún amigo, cena de confirmación,... exceptuamos fiesta de nochevieja, que salió hasta las 5.00. Hasta que celebraron el fin del colegio y en la espicha (aclaración de lo que es una espicha : reunión festiva que se celebra en un llagar cerrado para un grupo en el que se bebe sidra ) previa al evento (despedida de bachilleres que es como se llama en el colegio) y llegó anosesabequéhora. Tras acabar el bachiller y pasar la temida PAU y una vez que casi todos los amigos ya habían cumplido la mayoría de edad le llegó a él también la hora y ahí ya...., imaginaros verano, dieciocho años, perspectivas de ser el último verano que no iban a tener que estudiar,... pues sí ahí llegó el tan temido momento de salir y volver a las 4 o 5 de la mañana, no todos los sábados pero sí alguno.

Con Pre-universitaria el camino ha sido distinto, como bien es sabido las niñas van tres pasos por delante de los chicos así que teniendo en cuenta que el primero fué él, siempre me vino muy bien "esa era la hora para tu hermano así que para tí también", así que el  horario a seguir el mismo que para él.  Cuando el año pasado, con 16, quiso salir en Nochevieja la respuesta fué no y no, lo que nos hizo pasar una cena de nochevieja con una adolescente con pucheros tooooda la cena y a la que según se acercaban las 12 le caía alguna lágrima, pero como somos unos padrastrones no cedimos ni un ápice y la niña se quedó en casa. Por lo tanto este año lo primero que dijo fue "mi hermano en segundo de bachiller salió en nochevieja así que no me podéis decir que no".  Como ya dije en otro post, este año salió pero a la misma fiesta que su hermano, para que así estuviese "vigilada" para mi tranquilidad. Con ella y los horarios siempre es lo mismo, ella intenta alargar horario y nosotros acortarlo, al final lo mismo que su hermano. A los 14 horario de recogida 9.00, a las 15 ya oscilaba entre 9.30/10.00, a los 16 llegamos hasta las 10.30 y este año 12.00, ella todos los sábados que sale intenta que sea media hora más incluso una, pero de momento aguantamos hasta las 12.00
Y Peque, pues nada, de momento sigue feliz saliendo hasta las 9.00, algún día me llama con un "quince minutos más que a S... la recogen a 9.15" pero nada más.

Hay quién dice que se les debe dejar que salgan el horario que ellos quieran, que si quieren  hacer lo que no deben  lo van a hacer lo mismo vuelvan a las 10 de la noche o a las 4 de la mañana. Que hay que confiar en los hijos,etc. Yo confío en ellos  al 100% , entre otras cosas porque hasta hoy, ninguno de ellos, nunca me han dado razones para lo contrario, pero no son sólo ellos los que están por la calle. Y yo me pregunto ¿Qué hace un chico de 14 años a las 12 de la noche por la calle o de 16 a las 4 de la mañana? 
Viendo el resultado en mi hijo el mayor, el camino que lleva la que le sigue, Peque que no piense que con ella van a cambiar las cosas, porque el horario implementado en la época de su hermano será el que ella tenga, si le gusta bien y si no... también.

2 comentarios:

  1. Lo primero, muchísisismas gracias, Covadonga. Es un honor que escribas un post por una simple pregunta mía :)
    Los veo horarios bastante normales. Como te dije, mi hija tiene doce años, y sale con las amigas a merendar, burguer, etc. La parte buena es que ella no sale mucho, los viernes y no todos. El resto de amigas se pasan el fin de semana unas en casa de otras, y ella no. Dejémoslo así.
    La parte negativa, pues la divido en dos. La primera es que, la semana pasada por ejemplo, decidieron ir a cenar a casa de una de las amigas a las 9, con lo que la hora de recogida fue sobre las 10 (puntualizo: porque estaban en casa, a esas horas en la calle ni en broma). Y luego la otra es la económica. Si lo miras "por separado", que un día te pida para una hamburguesa, o un helado, pues no tiene importancia. El problema es si juntas eso al mes, lo piensas, y sinceramente me parece una exageración. ¿Soy muy tacaña por pensar que no tiene edad para una paga de más de 15€ al mes?

    ResponderEliminar
  2. Yo les doy dinero si salen, si no salen no hay dinero, me explico si el viernes Peque pide dinero porque da una vuelta después de clase y va a salir el sábado son 10€ para todo el fin de semana, si no sale el sábado son 5€. A la Pre-universitaria son 10€ el finde, independientemente si sale a dar una vuelta el viernes y el sábado sale, sólo viernes o sólo sábado... y que se organicen...

    ResponderEliminar