jueves, 11 de abril de 2013

Se acerca el fin

Esta semana Preuniversitaria pisó por primera vez el aula de una facultad y se sintió agobiada, mayor, nerviosa,...

Estos días se celebra el día de puertas abiertas en la Universidad de Oviedo, y los alumnos de segundo de bachiller hacen su primera visita a la facultad en la que probablemente, al menos muchos de ellos, estudiarán el próximo año. El colegio, con buen criterio, apuntó a sus alumnos a la visita de la tarde, en contra de lo que ellos querían que era ir por la mañana y así perder clase. Así que tras comer atropelladamente, me tocó bajarla a la estación de autobuses para coger el autobús que junto con sus amigos les llevase a los diferentes campus.
Como la hora era la misma para todas las facultades, tuvieron que escoger a cuál preferían ir, ella optó por Psicología , luego ya veremos qué termina estudiando, todavía recuerdo la época de primogénito y nuestro agobio porque no se terminaba de decidir sobre qué quería estudiar y la sorpresa cuando eligió, así que de momento que estudie, y cuando acabe el curso, la PAU y tenga sus notas decidirá y ya veremos por qué se decide finalmente. De momento, se quedó con ganas de ir a Medicina, pero a pesar de las buenas notas, no cree que tenga nota suficiente para entrar, así que decidió elegir Psicología. Y allá se fueron ella junto a su amiga U. 


Cuando las recogí, en la misma estación, de vuelta, venían las dos atacadas de los nervios, la experiencia de entrar en la facultad, se habían confundido y habían entrado en una clase, es lo que tiene llegar pronto a los sitios, pensaron que estaria acabando la clase y luego comenzaria la reunión, clase,  de la que después de unos minutos y tras darse cuenta del error, tuvieron que salir, buscar el lugar de la reunión,... muchas risas y muchos nervios. Me encontré con dos niñas, no dejan de ser niñas para mí, nerviosas casi histéricas, que hablaban, quitándose una la palabra a la otra, para contar como había sido ese día en el que habían, por primera vez, puesto un pie en la que, quizás, vaya a ser su nuevo centro de estudio.

Y esos nervios no sólo son por entrar por primera vez en una facultad, sino porque ven como llega el final de una etapa en la que han estado rodeada de todos sus amigos, entre los muros de un colegio que les ha visto crecer, en el que van a despedir una etapa de sus vidas para entrar de lleno en otra. Yo creo que hacer esa visita a las facultades les abre un poquito los ojos y ven que para el próximo año esa vuelta al cole va a ser muy diferente, que por primera vez no van a estar todos juntos "a ver las listas en qué grupo me toca"....

Se sintieron desorientadas, abrumadas, nerviosas y encantadas. Les gustó todo lo que vieron, lo que oyeron, pero también un punto de tristeza porque se acerca el final de una etapa, de una convivencia con todos sus compañeros y ahora sí se han dado cuenta de que es así, que ya no van a estar más todos juntos que sí se acerca el fin.

14 comentarios:

  1. Ainsss la época de la universidad fue la mejor de mi vida... qué recuerdos... :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es una buena época, pero de momento aunque ilusionada también está nerviosa por la incertidumbre...
      Besinos

      Eliminar
  2. Creo que ellos se adaptan mejor que nosotros. Yo también estaba preocupada por mi hija y ahora apenas se acuerda del colegio. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sé que se adaptan ellos antes que nosotros, todavía recuerdo el día que comenzó Primogénito a la uni, y nuestra preocupación y ¡¡lo bien que le ha ido!! Ahora le toca a ella, eso sí ella, de momento, se queda en casa :)
      Besinos

      Eliminar
  3. Yo recuerdo el primer día de mi hermana. Le daba vergüenza ir sola así que allí que me fui yo con ella. Me vi rodeada de yogurines exactamente como tú dices, con la risa floja, con cara de desorientados, con mil preguntas que no se atrevían a hacer... Mi hermana se decidió por enfermería. La pequeña que cuando veía sangre se mareaba.
    Seguro que tu hija decidirá bien.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que sí, cuando llegue el momento, pero por ahora que estudie porque se decida por lo que se decida para todo lo que "supuestamente" le gusta necesita nota...
      Besinos

      Eliminar
  4. En cuanto estén una semanita en la universidad se les van a acabar los nervios y se tendrán que poner las pilas jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí pero de momento todo son nervios e ilusión ante lo desconocido
      Besinos

      Eliminar
  5. Ya se estan dando cuenta que entraran a una etapa de adultez, es lindo ver como pasan ese proceso... a mi me falta muuuuuuuuuuucho pero si recuerdo mi tiempo como fue.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. yo creo que todavía no se dan cuenta de lo que se les viene encima, sólo ven lo.que van a dejar atrás...
      Besinos

      Eliminar
  6. Pues sí, es un cambio de etapa, igual que cuando pasan al Instituto, pero ésta mucho más importante y con el peso de no saber para donde tirar.
    Una de las hijas del coriano está estudiando Medicina, termina ahora el segundo curso, sólo te digo una cosa, es una carrera muy dura y muy difícil en la que en primero se cargan a la mitad sí o sí, porque les sobra gente y sólo quieren a las mejores, con lo que las fuerzan al máximo, te lo digo porque a no ser que tenga una vocación muy, muy clara y una capacidad de estudio y sacrificio brutal casi mejor que se plantee otra carrera, no quiero desanimar eh! pero como lo estamos viviendo te lo comento. Ésta niña lo sacará porque desde los 8 años quiere ser médico y ya leía tratados de medicina la muy loca, pero se pasa las 24 horas de todos los días incluidos fines de semana estudiando.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Acabo de ver q no te contesté y creí haberlo hecho. Perdona. Sí para hacer medicina tienen que tener una capacidad de estudio y sacrificio tremenda. Una de mis cuñadas es médico y cuando primogénito dijo que quería hacer medicina tras una charla con su tía decidió descartarla, eso de vivir para estudiar... Ella no tiene claro nada, de momento, solo que llega un cambio a su vida. Besinos

      Eliminar
    2. Pues guapa, casi me cargo el ratón de tanto entrar por aquí a mirar si contestabas, cohones!

      Eliminar
    3. jajajajajajaaja es que el viernes me cambió el movil Primogénito, mi cacamovi por uno estupendo y maravilloso, pero yo que soy un poquito torpe, te escribí un testamento y parece ser que no lo publiqué, ayer cuando me di cuenta rápidamente te contesté, eso sí un resumen jajajajajajaa. Mil disculpas!!!!!
      Besinosss

      Eliminar