lunes, 21 de abril de 2014

Estrenando espacio

Pasó la Semana Santa.
Y a pesar de que me prometía yo unos días de descanso y asueto con toda la familia reunida, Primogénito regresó de la fría Gran Bretaña el pasado jueves día 10. Estaba yo entusiasmada con unas vacaciones de esas de no voy a hacer nada de nada salvo disfrutar de mi sofá, de mis hijos (sí en ese orden, echo mucho de menos a mi sofá, ya ya lo sé que el orden debería ser el inverso o al menos no confesarlo así públicamente) bueno, a lo que iba. Que mis ambiciones para estas minivacaciones se limitaban al uso excesivo de sofá, intentando terminar Juego de Tronos (creo que no voy a ser capaz, lo estoy viendo y mira que no me doy por vencida con dejar un libro sin acabar, pero veo que está pudiendo conmigo) , interminables horas de sofá y si el tiempo lo permitía, de tardes al sol junto a mis hijos, disfrutando de sus cosas, sus charlas a veces absurdas otras trascendentales, de las tonterías de Peque y sus momentos "locos", y ya, puestos a desear,  horas tranquilas junto al Padre de las criaturas, de charlas, de disfrutar juntos de una buena película, o simplemente de horas sentados tranquilos.

Todo muy bonito y unos planes estupendos ¿a qué sí?, pues va a ser que de todo ello la mitad de la mitad. Porque decidí que estos días de vacaciones, contaba con la presencia de Primogénito, que para mover muebles por la casa me venía muy bien, así que dicho y hecho.

Los niños ya son mayores así que no es necesario el cuarto de estar y su comedor de diario. Así que paso a darle nuevo uso y lo convierto en despacho para el padre de las criaturas, si es que soy yo de un bueno, que no sabéis bien....

El jueves aprovecho que padre e hijo se van a la finca por la mañana y manos a la obra, así ya no hay marcha atrás, vacío todo el armario del cuarto de estar, saco mis cosas en cajas para nueva ubicación, otras se recolocan en la cocina, en el salón, en el cuarto de juegos y hasta en la basura (cuatro bolsas y un saco de basura salieron de aquel armario). Vacío estanterías del Padre de las criaturas, lleno cajas y cajas, algunas las recoloco en el armario hasta que se llena, el resto quedan en cajas. Como no hay sitio para tanto, el sábado toca mañana en Ikea para elegir estanterías que fueran de su gusto, he de decir que para mí ir a Ikea en un primer momento es así como un subidón de alegría ¡qué bien qué bonito!, y no es por la tienda en cuestión pero llega un momento en que me saturo y empiezo casi a bufar, la gente es que no entiendo que vayan a pasar el día allí, ¡¡señores que hay muchas cosas que hacer que meterse en un centro comercial a ver y pasear!! sí sí pasear porque el sitio estaba atestado de gente pero las cajas....eso ya es otra cosa, allí vas rauda y veloz como el rayo. Desde aquí hago un llamamiento ¡Señores cuando vayan a un centro comercial, compren, consuman, no consuman la energía y la paciencia de los que vamos de verdad a comprar!

Y llega el domingo, última día de esas minivacaciones de hiperdescanso que yo me había diseñado, y de momento está siendo que mitad y mitad. Domingo por la mañana, las estanterías estupendas, las monta en un minuto haciendo el típico comentario "están pensadas tan bien que hasta tú serías capaz de montarlas" y llega el momento que llevaban retrasando desde el jueves había que bajar la mesa de despacho al piso de abajo. Y ahí comenzó nuestra estación de penitencia, bueno puntualizo la de ellos. Demasiada mesa y poca puerta, y empiezan las preguntas ¿no te acuerdas cómo hicieron cuando trajeron la mesa? pues no, tenías que haberte fijado igual lo hice, que yo soy muy de fijarme en todas las cosas, pero hace más de diez años y claro está que no me acuerdo, sólo que cuando vinieron y vieron que tenían que subirla arriba casi se mueren del susto. Y allí ambos, padre e hijo, a ver cómo hacían y venga a preguntar ¿pero estás segura que no venía desarmada? segurísima, venían sueltos los cajones sólo Imposible, no pudieron meterla es imposible que pase por ahí pues entrar entró, así que también tendrá que salir.

Finalmente salir salió, casi mueren en el empeño, llegó un momento en que pensé que me la dejaban atravesada en medio de la puerta, pero lo consiguieron.



Y el fin último por el que sacrifiqué mis días de descanso y relax en el sofá era el adecuar un rinconcito sólo para mí, mis papeles, una pequeña selección de mis libros, en definitiva mis cosas, a pesar de que aún sigan sus corbatas colgadas de una de las estanterías. Un rincón en el que trabajar, internetear, leer tranquila o andar por la blogosfera disfrutando con vuestras entradas o escribiendo, como hoy, que estoy estrenando mi rinconcito con vosotros.


viernes, 11 de abril de 2014

Tontá

Es día 11 pero este mes no hay Tontá. Hay entrada por Miguel.
Viernes 04 de abril, llevo ya un buen rato dando vueltas en la cama sin poder dormir. Cojo el móvil para mirar de nuevo la hora, 04.57 Por Dios que es viernes, aprovecha que todavía te quedan unas horinas, me pongo a caciplar con el móvil y decido empezar a leer algún blog que tenga pendiente, ayer fue una tarde de locura y no pude ni un momento. Veo que Matt ha actualizado, leo, se me pone un nudo en la garganta, se me encoje el corazón. Sigo. Yeste también actualizó, su título me pone en alerta mierda ¿ya es día 11? otra vez igual abro la entrada leo y me quedo de piedra. Se  ha ido Miguel, vuelvo a leer, será que he entendido mal, será que deja el blog, no no, se ha ido, por si acaso no es cierto y es que a estas horas no soy capaz de entender lo que leo, busco, no me atrevo a entrar en el blog de Miguel, veo que Dess también ha actualizado hace unas horas, Miguel también un par de horas antes así que no debe ser él, seguro que se traen algo entre manos estos "tarados" y nos quieren volver locos, en plan La guerra de los Mundos, leo a Dess, no, no puede ser, sigo pensando que yo tengo las entendederas mal y que estos liantes se traen algo entre manos, seguro seguro, espera que abro, me armo de valor y abro el blog deMiguel .No puede ser, no es él, es su hija que nos comunica la dura noticia. No había ningún plan malvado de ellos para con su sarcasmo hacerme desesperar por ponerme con el móvil a esas horas. No. Era la realidad. Dura y jodida realidad. Miguel se ha ido.
Llegué a Miguel a través de Inma, leyendo sus comentarios, llenos de fino sarcasmo e ironía, también en el blog de Dolega siempre me sacaban una sonrisa sus comentarios, me decidí y  pasé a su blog. Le  leía aunque no sé por qué me acobardaba, me imponía, le leía siempre aunque le comentaba poco. Ahí estaba pendiente siempre de cada nueva entrada Me encantaban sus entradas llenas de sarcasmo e ironía, pero ¡qué bien escribía!, me hacía sentir pequeñita en este mundo. Recuerdo su Tontá de Gila, según la leí ya te lo dije Inma, olvídate de ganar, el ganador será él. Y acerté.

No tengo mucho más que decir. Descanse En Paz, sr. Merino, y nunca me atreví a decirlo pero ambos compartimos apellido, quizás algún día cuando nos volvamos a encontrar, y quizás descubramos algún pariente por ahí perdido en común.


 EL RESTO AQUÍ

martes, 8 de abril de 2014

De estrés y empanadillas

Creo que el tema del estrés y de las empanadillas necesita una pequeña aclaración por mi parte, ya que da la impresión que el colegio y las fiestas del cole han supuesto  una semana de un estrés total. Y no, que no ha sido así, aunque lo haya podido parecer. Es el primer año que el tema fiestas me estresa un poco, las fiestas los críos las viven a tope, lo pasan genial, pasan el día en el cole, veo fotos de Peque y su "hermanín" que no doy crédito (no le gustan los niños pequeños) incluidos algunos "selfies" poniendo caras los dos muy simpáticas, "hacen colegio"  y siempre han sido un referente. Creo que ningún colegio de aquí tiene unas fiestas así.

Generalmente para mí sólo supone estar encima de ellos para que no me tengan a última hora buscando una camiseta amarilla pero justo de un amarillo determinado (tal cual) y que tengan todo preparado un par de días antes, al menos, también algún viaje extra en horario totalmente intempestivo, como cuando Primogénito se quedó a la sesión de cine de terror a medianoche en el paraninfo del cole , también "libro" de la recogida a mediodía lo que supone también librar de cocina a esa hora lo que me permite incluso poder ir a la pelu, también supone un viernes libre hasta la hora en que les toque más o menos actuar, lo que se agradece, no nos engañemos.












Dicho todo, la culpa de mi estrés y las empanadillas es sólo y exclusivamente de mi hija. Una de las asignaturas optativas de este curso es Empresa Joven Europea, está encantada con la asignatura es completamente en inglés y uno de los objetivos es que formen una pequeña cooperativa, a modo de empresa, con sus estatutos, su organigrama, sus objetivos y todas esas cosas.

Es algo que hacen muchos colegios, así que suele ser habitual que todos los años durante una mañana el Ayuntamiento les ceda espacio, stands y permiso para que saquen sus cooperativas a la calle y se dispongan a vender.

Pero en el cole es habitual aprovechar las fiestas colegiales y poner un stand, claro que estos niños como son muy suyos decidieron que además de vender las pulseritas y otras lindezas que hacen, ampliaban el negocio, y como de todos es bien conocido, entre la población astur no hay fiesta que se precie si no lleva unido un fin gastronómico. A saber, qué sería de la Feria de Muestras sin los bocatas de calamares fritos o el Carmín de la Pola sin los bollos preñaos... . De hecho en el cole durante las fiestas el APA pone su terraza-bar, y resulta gracioso ver al presidente de la APA, con su mandil y su caja llena de botellines de agua por el pabellón del festival al grito de agua hay agua, al más puro estilo vendedor de playa. A lo que iba que me voy, que aquí los niños listos como ellos solos decidieron presentar también  oferta gastronómica, unos llevaban bizcochos, otros tartas,... y aquí Peque que es más de salado que de dulce que sí que lo dulce estaba muy bien pero que las empanadillas de su madre estaban buenísimas, lo que corroboraron alguna de sus amigas (ya me tocó otra vez hacerlas para una fiesta) y ella  "se" ofreció a llevar las dichosas empanadillas.

Claro está que según ella en algún momento en el coche ya me había dicho "ni me acuerdo ya cuándo te lo conté y no dijiste que no" también es verdad, creo que ya lo he comentado alguna vez, que cuando voy en el coche con ellas y empiezan a hablar y hablar a veces desconecto y claro, luego pasan estas cosas, que de pronto oigo y el sábado por la mañana, ya te diré la hora, me tienes que llevar las empanadillas También es cierto que como ellas saben que a veces ocurre esto, pues cuando no me lo dicen me dicen que lo dijeron y no es así, pero bueno me estoy liando y eso es otro tema. Total que de pronto me veo, jueves de noche y la niña diciendo que tengo que hacer empanadillas para que las vendan, lo que supone "a tutiplen" porque yo no dije que no las fuese a hacer y ahora ya tenía que ser sí o sí.

Lo que me incordió fue el madrugón del sábado para tener el mogollón de empanadillas recién hechas a las diez de la mañana en el cole, ¡que era sábado!, aunque la recompensa fue cuando abrí la puerta del coche para que cogieran las empanadillas y oir  ¡qué bien huelen! ¡qué hambre!

Y como contó Peque cuando ya todo había pasado estuvo muy bien casi casi en plan ay payo que me las quitan de las manos y eso a pesar del precio, pelín abusivo pero ....

domingo, 6 de abril de 2014

Las fiestas del cole vistas por una madre

Ya han pasado las fiestas del cole. Toca de nuevo seriedad y vuelta al estudio, porque estos quince días han sido un no parar. Vuelta a la rutina, a comer curioso en casa y dejar para media mañana los pinchos de Pruden, desde aquí agradecimiento sincero y profundo a Pruden, que durante los quince días de prefiestas y fiestas, alimenta a todos, todos los días a media mañana cuando compran el pincho del recreo coge encargos para mediodía y cuando acaban las clases a las dos y media ya tiene preparados los pinchos recién hechos que le hayan pedido.

Quiosco de palomitas y algodón de azucar y todo


Jueves, a media mañana suena el móvil, guasap de Peque hoy no como en el cole eh!!!, así que voy a recogerla, según se sube al coche le pregunto qué le apetece comer comida casera ricapero rápido que tengo que volver al cole nos vamos las dos a un restaurente cerca del cole a comer ese arroz tan rico que me gusta, se pone las botas se zampa plato tras plato de arroz con picadillo de primero, y pollo con salsa como el de Titina. Remata la faena con una manzana. Vuelta al cole, hoy toca a todo 4º de la ESO recoger. La recojo del cole a las 9.20 de la noche, según se sube al coche comienza a disparar todo lo que necesita y más y de pronto oigo que dice y el sábado por la mañana, ya te diré la hora, me tienes que llevar las empanadillas No sé de qué me habla, ojiplática pregunto ¿empanadillas? ¿qué emapanadillas? sí sí que tienes que hacer empanadillas para que las vendamos en el stand de la cooperativa, yo hago tres turnos el sábado por la mañana Primera noticia que tengo, de que el sábado le toca stand y de que tengo que hacer ¡¡¡empanadillas!!!

Viernes, hoy entran un poquito más tarde al cole, a las 9, pero da igual, se levanta como todos los días, antes de ir al cole tenemos que recoger a LG y las dejo a las dos en casa de la abuela para que así dejan ahí todo, van cargadas de bolsas, mochilas. Anoche tuvimos que bajar al cuarto de juegos a buscar un cuento para leer a los peques.
 Los mayores del cole leen libros a los peques y los peques les regalan dibujos.
"Hacemos colegio" 









Castillo hinchable en el gimnasio para los más peques del cole



El día en el cole finaliza de nuevo con la limpieza del mismo (creo que a este sí se apuntó aunque no lo tengo yo nada claro). Por si no hubieran tenido bastante, deciden que se quedan todas juntas a dormir en casa de la abuela de LG, que vive cerca del cole y así pueden ¿¿¿dormir??? un poquito más por la mañana que el sábado a las 10.30 empieza el rastreo fotográfico que también nos hemos apuntado. Por cierto, ¿qué te parece si me haces una tarta de bizcochos y chocolate con lacasitos? para el sábado, eh, tranquila que te da tiempo. Resoplo, y vuelvo a resoplar porque me apetece.... uyy....

De la actuación ¡qué puedo decir!la más guapa, la que mejor lo hizo... bababababa, ahí os pongo un par de fotos sacadas con el móvil, porque no llevé ni una mísera foto y flipante qué nivel de padres con sus supermegacámaras, con tabletas, colocados estratégicamente fenomenal para no perder detalle. Y digo yo, si el festival de la ESO empezaba supuestamente a las 7.30 con la actuación de los profes, yo llegué serían casi las ocho menos cuarto y éstos no habían terminado todavía, no había ni un sitio en la grada (bueno LaMediana tenía sitio porque sus amigas se lo estaban guardando) y las sillas estaban también a tope ¿desde qué hora estaban allí aquellos padres/madres?, tengo que decir a mi favor que a las mamis conocidas con las que coincidí o bien llegaban a la vez que yo o incluso un poquito más tarde, las otras... quizás eran de las que estaban bien colocadas desde horas antes, porque de allí no se movía nadie. Suele ser habitual que según van terminando los cursos (hablo en todo momento de niños ya mayores, no de cuando son peques que son tan graciosos y tan monos todos) los padres se van levantando y se van, por lo que para aquellos que llegamos a ver a los que van detrás pues nos van dejando sitio ¿verdad? pues aquí no, aquí no se mueve ni el tato, al contrario cada vez hay más gente. Bueno a lo que iba que me disperso. Como ya he dicho primero actuaron los profes, graciosos y entregados al máximo. Tras ellos comienzan las actuaciones de los cursos. Hasta que llega la actuación estelar de Peque y sus compis.
Aquí las bailarinas dándolo todo

Ya llegaron los soldaditos de plomo













El libro de la selva, Peque siempre en primera fila





El baile de Peque currado al máximo con cambio de vestuario incluido en medio nanosegundo, las mamis orgullosas y babeantes cuando finalizaron todas coincidimos "las mejores que guapas y qué bien, si hasta  los niños bailaron bien y todo" . Acabada la actuación de Peque recogí el disfraz de oso, todo el mundo tranquilo no se mató porque su mami le había recortado las patitas en el punto justo, LaMediana se quedaba con sus amigas quería ver todo, así que me cogi el coche y para casa.

Me despido de mis amigas, B me dice que a ver si consigue arrancar a los suyos del cole (son peques) que mañana le toca de nuevo y ya está harta de "hacer colegio", a la salida me encuentro con S. está buscando a sus peques que lleva haciendo patio desde las tres y "ya está cansada de hacer colegio que mañana toca de nuevo" 
22.30 bibibi guasap de Peque, ya tamos en casa de la abu. La llamo y me dice que está ronca, le duele la garganta mogollón y me recuerda que mañana a las 10 a la puerta del cole con las empanadillas y las tartas.

Sábado, 8.30 de la mañana, me levanto jurando en arameo, acordándome del colegio, de mi hija, de las fiestas y de su madre, harta ya antes de empezar, y comienzo desmoldo las tartas, hago las raciones, no vaya a ser que no tengan cuchillo. bibibbibii guasap de la mona una cosa si en casa hay cubiertos y platos de plástico, porfi bajalos también, me pongo con las empanadillas, contrareloj, justo. Todo listo 9,50, corriendo me cambio y al coche. 10.03 entrega realizada. A la puerta del cole no parece sábado, salvo que no van de uniforme pero sí con la sudadera del cole y eso que todavía no han abierto las puertas.

Sábado a eso de las nueve de la noche la recojo por fín. Agotada, unas ojeras tremendas, pero encantada. A la salida del cole han ido a cenar para celebrar el cumple de E., pero ella ya no puede más y sube para casa, ¡¡menos mal!!

jueves, 3 de abril de 2014

Las fiestas ya están aquí....


Como todos los años por estas fechas, más o menos, llega la semana de las fiestas en el cole. Como todos sabéis ya, Peque comenzó el año pasado en el cole y las vivió a tope, pues este año, esto es un no parar, casi ni le vemos el pelo, porque llega a casa tarde y agotada, directa a la bañera donde yo creo que hasta echa un sueñín.
La semana pasada ya no comió en casa ningún día "nos quedamos mami, que hay que petarlo en el baile, que este año va de cuentos, a ver si somos capaces de organizarnos, menos mal que tenemos a B. de tutor y es una maravilla" . Si algún día de la que ibamos al cole por la mañana se me ocurría hacer la pregunta del millón ¿comes hoy en casa? su respuesta era siempre "no, mamá que hay mucho que trabajar todavía el baile"    Se dedicó a vender tickets para la comida colegial a los padres de Infantil y Primaria, incluso en las clase de la ESO y Bachiller, fue a recoger sillas a la Cocina Económica y a colocarlas para que esté todo preparado para los padres, ha hecho de todo. Hasta el colegio desde el twitter se hizo eco ya la semana pasada con este tuit ¡Mamá, hoy tampoco voy a comer que tengo ensayo! #Fiestascolegiales"
Cada día llegaba contando algo nuevo, un día era que si los niños no querían bailar, otro que si qué cuento iban a bailar, que si se apuntaba a una actividad de los peques, que si a otra,.... Llegó un momento, creo que fue el sábado, que le dije ya es sábado, a mí dime qué ropa tienes que tener preparada para el cole, no llegue el viernes y te falte algo "el disfraz de oso ya lo tengo, (disfraz que estaba en el cajón de disfraces y que era de mi hermano, vamos que tiene la friolera de más de 20 años) el tutú de bailarina ya está porque se encargaba E. y así vamos todas igual


 
















Organización ¿verdad? todo preparado y correcto, eso creía yo. Pero no, no estaba todo correcto, anoche cuando ya estaba en la cama, agotada y atacada tras el ensayo general, me dice ¿qué te parece si me arreglas un poco el disfraz de oso? es que me queda un poco largo y como los cambios de ropa los tenemos que hacer en medio minuto igual me mato corriendo al escenario porque lo piso un poco. Así que esta tarde, porque aquí servidora a partir de cierta hora se convierte en mitad zombi mitad malamadre, me tocará coger el disfraz de oso y cortarle un poquito las patitas, espero que venga a casa porque si no tendrá que ser a ojimetro y a ver si luego me va a quedar un disfraz de oso bermudas.

Al final, aunque no lo tengo yo muy claro, creo que queda más o menos así. Jueves, ni idea, empezamos bien, ¿verdad?, de momento allí está como todos los días y sin tener ni idea de a qué hora sale del cole. Según la información del programa de fiestas, por la mañana ya empiezan con función teatral, por la tarde es el pregón y chupinazo ¡toma ya! como si fueran los sanfermines, lo primero que pensé al leerlo fue chupinazo para los animalinos, múltiples actividades y concursos para los de Primaria y ahí mi primera duda ¿estará apuntada para algo de esto? porque las actividades de los peques del cole están organizadas por los mayores y hasta donde sé, aquí Peque se ha apuntado a un montón de cosas, de las que sólo me ha quedado claro una, el cuentajuegos y esa es el viernes. Finalizan la tarde de jueves con Gran fiesta rockera y concierto y la fiesta de la limpieza (a este turno no sé si apuntó) que hay que dejar el cole listo y preparado para el gran día.



El viernes es el día grande para los mayores del cole, por la tarde su festival y durante todo el día actividad tras actividad con y para los peques. Por la tarde iremos a ver la actuación estelar, LaMediana también quiere ir, aprovechando que no tiene clase en la facultad, no tanto para ver a su hermana sino más bien para ver a las amigas que este año acaban en el cole y porque no, para volver al cole.

El sábado más actividades, aunque es el día de los pequeños, finalizan las fiestas el sábado por la tarde con La gran fiesta de la limpieza, y a esa sí sé que está apuntada.